La agricultura regenerativa, clave para revertir el cambio climático

Print More

Rancho San Ricardo, Mexico

Por Mercedes López Martínez, Vía Orgánica AC y Regeneration International, El Universal

El cambio climático ha cobrado importancia durante los últimos años, ubicando las principales causas en actividades humanas y naturales: quema de combustibles fósiles, tala de bosques y actividades volcánicas.

Problemáticas que dejan de lado el rol de la agricultura industrial y, sobre todo, cómo esta práctica puede y debe transformarse de degenerativa a regenerativa, para capturar CO2 de la atmósfera y trasladarlo al suelo.

¿Qué implica entonces la agricultura regenerativa?  Promover prácticas ecológicas para restaurar los ecosistemas; nutrir y reactivar el suelo; reducir los costos por el uso de fertilizantes, insecticidas y abonos químicos; incrementar los rendimientos de las cosechas; crear empleos y riqueza para las y los campesinos; proteger la salud humana; proteger a insectos polinizadores; así como producir alimentos sanos, locales, suficientes y de calidad, a fin de fortalecer la soberanía alimentaria de los pueblos.

Los datos del Instituto Rodale indican que si en todo el mundo se adoptara la agricultura regenerativa, se podrían atrapar 100 por ciento de las emisiones actuales de dióxido de carbono, lo cual contribuiría significativamente a reducir el calentamiento global (Regenerative Organic Agriculture and Climate Change).

Con estas bases, se conformó en 2015 la organización Regeneration International, por personalidades como Vandana Shiva (premio nobel alternativo de la paz), Ronnie Cummins (activista de la Asociación de Consumidores Orgánicos), Andre Leu (IFOAM, red internacional orgánica), Hans Herrer (Instituto Milenio), Renate Kunast (parlamento alemán), Steve Rye (Dr. Mercola) y Tom Newmark (Carbon Underground).

Regeneration International impulsa la formación de redes internacionales campesinas, científicas, civiles, periodísticas, ambientalistas, de producción y consumo, y en ese sentido, desarrolló una agenda muy intensa el año pasado, promoviendo investigaciones, debates, conferencias y foros, para hacer conciencia sobre la necesidad de apuntalar prácticas agroecológicas que reduzcan el calentamiento global y reincorporen el carbono a la tierra para brindarle humedad, riqueza y biodiversidad.

LEE MÁS
LEE MÁS ARTÍCULOS EN ESPAÑOL

Comments are closed.